Yo estuve en las #ArkhamNights2019

¿Qué tal investigadores? Bienvenidos a un nuevo artículo en el canal. Hoy os traigo el resumen de las Arkham Nights 2019 que se celebraron en la GameOn de Madrid el 17 de Noviembre de 2019. Tenemos otro análisis en el T1Ep39 – Lo de las #ArkhamNights2019 uno se complementa con el otro, así que escuchadlo.

Antes de entrar de lleno en el tema, voy a comentar un poco como fue la GameOn de este año y analizar un par de juegos pulperos que probamos.

La GameOn de este año cambió de escenario, pasando de la Nave Boetticher al estadio Wanda Metropolitano. Y creo que por eso tal vez no salió el evento en general tan bien como otros años.
Por una parte el espacio era más alargado, un pasillo enorme con mesas con juegos a ambos lados. A un extremo el ropero y en la otra punta la zona de juego organizado. Y no daba una sensación agradable ni de cohesión. Además los juegos estaban distribuidos por editoriales y no por temáticas y era confuso.
Además de esto, el tema de los FoodTrucks que tanto ha triunfado otros años, este año ha fallado bastante. Sólo estaban los que son propios del estadio, y la comida comparada con otros años, era peor y más cara.
Yo creo que les ha pillado el toro y que al ser la primera vez no han podido preverlo todo. Seguro que para el año que viene la cosa mejora.

Y vamos a los juegos, que es lo que os interesa.

Cthulhu: Death May Die

La verdad es que desde que supimos que Jose estaba metido en el Kickstarter de este juego y que le había llegado el MegaCthulhu (AQUÍ tenéis el unboxing), teníamos unas ganas locas de probarlo y el viernes pudimos echar una partida como dios manda.

Ya de por si, sin jugar, la calidad de miniaturas y componentes llama la atención. Está todo muy bien terminado, además viene con sus insertos para que esté todo bien ordenado y nada se pierda.

Una vez en la partida, las reglas son sencillas. Puedes hacer tres acciones de una lista cada turno. Cuando acaban los jugadores hay una fase en la que actúan los malos… Nada que no se haya visto ya en otros juegos, pero con diferencias bastantes interesantes.
Cada escenario viene con algún tipo de regla especial, que otorga acciones nuevas a los investigadores, modifica la manera en que se aplica algo… El caso es que cuadra muy bien con la temática del escenario y da la sensación de que estás jugando a un mismo juego, pero no.
Además los investigadores evolucionan según van perdiendo cordura. Potencian sus habilidades, ganan otras nuevas o tiran más dados. Algo que personalmente me encanto y que echo en falta en otros juegos. Además son tremendamente graciosos y temáticos.

La sensación general es de un juego muy bien acabado. A medio camino entre el Mansiones de la Locura y La Hora Final (del que hablaremos ahora). No necesita aplicación como el Mansiones 2ªEd, ni un máster como el Mansiones 1ªEd, simplemente hay un sistema bien parecido al del Arkham Horror LCG, para que maneje a los malos. Promete más acción y palos que el Mansiones, que a veces cojea un poco de eso, pero sin volverse en ningún momento un mata-mata sin orden, ni concierto.

Deseando probarlo cuando le llegue a Jose y poder ampliaros la reseña.

Arkham Horror: La Hora Final

Yo tenía muchas ganas de probar este juego en las GameOn, pero al final, por temas de tiempo, no pude. Menos mal que Alfred encontró un hueco para jugar una partida, así que esto no es más que un resumen de todo lo que nos contó.

Se trata de un juego que venía a cubrir un hueco que FFG tenía vacío. Y es el de un juego de temática Lovecraftiana, que no requiera de un gran setup, que sea rápido, que tenga más acción. Y en principio por lo que nos contó Alfred eso es exactamente lo que es. Un juego fácil de jugar, rápido, sin grandes alardes de material.

Para gente como nosotros que evidentemente nos gustan los juegos narrativos, cojea un poco. La temática es de Cthulhu, porque tenían que elegir un tema, pero podrían haber elegido cualquier otro sin ningún problema (los Pitufos mismamente, no Alfred?). Pero creo que FFG no ha sacado este juego para nosotros. Creo que es un juego para los no iniciados en el tema de los Arkham Files.

Si tal es el propósito, es un juego ideal, que puede hacer crecer la comunidad de este mundillo y atraen nuevos jugadores a juegos como el Arkham Horror LCG. Por otro lado, para nosotros, viendo lo visto, si queremos más acción, deberíamos elegir el Cthulhu: Death May Die, ya que además trae muy buenos componentes e inmersión a chorro.

Pero vamos ya a pasar a las Arkham Nights, que para eso habéis hecho click en el artículo.

Arkham Nights 2019

Teníamos ganas de este evento desde que sabíamos que otro año más, iba a haber Arkham Nights 2019 en Madrid. La verdad es que es un gustazo ver que desde hace 3 años (aunque el primero no fueran Arkham Nights propiamente) estamos en el mapa internacional de FFG codeándonos con otros países de más trayectoria en este tema. Y según nos cuentan nuestros espías (Egoitz) con una organización mucho mejor en el caso de Madrid.

Se nos citó el domingo 17 de Noviembre a las 10:30 en el Wanda Metropolitano y allí estábamos casi todos a falta de 5 jugadores que al final no vinieron. Así que un 10 para todos los asistentes que madrugaron un domingo, cargados con tapetes, mazos, tokens, cajas (porque además de jugadores, somos enfermos). La organización puede hacerlo de lujo (que lo hizo), pero si los que participamos no somos gente seria y comprometida, no hay nada que hacer.

Al ser un escenario tan masivo, se necesitaba cierta preparación previa, ya que los puntos de vida y las pistas para avanzar el acto serían conjuntas para todos. Así que todo esto requería su tiempo. Además acomodar a 150 personas, cuadrar grupos para que ninguno quede desequilibrado, no es cosa de 5 minutos.

Al final la cosa quedó en 152 participantes (record del mundo mundial) y un monstruo gigantesco de 2280 puntos de vida. Con todos listo, empezó el espectáculo.

La lectura de la introducción, así como la de las cartas de historia que fueron apareciendo, las leyó Willy con ese vozarrón suyo tan característico. Y ya pudimos comenzar.

Esto también te puede interesar:  Guía de compra de Arkham Horror LCG

Pese a que el escenario estaba en inglés, ya que FFG de EEUU no ha dado permiso aún para imprimirlo en otros idiomas, todo iba como la seda, se pilló muy rápido el rollo y ante cualquier duda al segundo tenías al lado a alguien de la organización.

El escenario tiene una manera de colocarse que varía cada vez que la juegas, lo que le da una aleatoriedad muy interesante e imposibilita que puedas saber donde se encuentra cada cosa, para ir a tiro hecho en siguientes partidas. A mí personalmente me gustó mucho el escenario, las nuevas mecánicas introducidas, la manera de plasmar la temática en cartas, pero a todo esto hay que sumarle el hecho de jugarlo rodeado de otros 151 investigadores con el mismo objetivo que el tuyo.
Creo que puede escalar muy bien al jugarlo tanto en un grupo de 4, como en uno de 40, como de 152, es cierto que la emoción y la epicidad bajarán, pero el escenario mantendrá su esencia. Esta virtud no la tenía el anterior escenario multijugador épico, Los Laberintos de la Demencia, en el que la experiencia de jugarlo 12, a jugarlo 4, bajaba muchísimo(menos mal que para eso estamos nosotros y en LDLD2019 lo vamos a gozar).
No puedo contar mucho más del escenario sin hacer spoilers, salvo que nada os puede preparar para lo que os tiene preparado el moco y su hambre de comerse aspectos de la realidad y del juego. Sin duda esta es la parte más novedosa, vistosa y atractiva del escenario. No os puedo decir qué cosas se comerá el moco, porque es mejor que lo veáis vosotros mismo.

Por último, sí, el escenario va a salir a la venta en español, tened paciencia, pero está confirmado que saldrá.

El caso es que después de 3 horas y media de lucha sin cuartel, a pocos segundos de que acabara el tiempo establecido, derrotamos al blob. Los vítores y gritos se debieron escuchar como un gol de Atleti porque toda la sala se giró hacia nosotros. Menudo momentazo.

La verdad es que fuimos muy justitos, tardamos en entrar en calor, pero al final con un último arreón, lo conseguimos.

Para ir acabando, voy a hacer unos cuantos agradeciemientos:

A la organización. Menudo curro de ser montar algo así. Y la verdad es que fue todo de lujo. Muchas mesas, todas con manteles negro de tela. Mucho personal, siempre atentos a todo lo que ocurría alrededor. Muchos medios, la televisión y la cuenta atrás ayudaban un montón. Además de todos lo que debe haber implicado pedir packs, organizar el emplazamiento… En fin, un 10. Mención especial a Puni y a Fiz que son unos fieras.
A los asistentes. Tenemos que presumir de que no se vio una mala cara, un mal gesto, nada de mal rollo, nada. Todos respondimos a una a la llamada de FFG, fuimos puntuales y ordenados. Este año hay que valorar que yo no noté en ningún momento olor a humanidad y eso también es de agradecer.
A los oyentes. Que nos pararon, nos saludaron, nos agradecieron, nos pidieron fotos. Vosotros sois los que mantenéis esto vivo y os queremos. Siempre que nos veáis acercaros a saludar que os recibirá una sonrisa de agradecimiento.
A mis compañeros de Los Archivos de Arkham. Porque soy un brasas y un turras y seguís ahí al pie del cañón cada semana conmigo. Esto no ha hecho más que empezar.

Y por último unas cuantas fotos para que tengáis documento gráfico de lo que se vivió. Hasta la semana que viene investigadores.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *